“…la veintena de excolonias”. En su nota en El País, así describen mis colegas españoles Fernando Gualdoni y Pablo Ximénez a las naciones que ganaron la independencia hace ya dos siglos y que hoy participan en la Cumbre Iberoamericana en Cádiz. Excolonias. ¿Deberíamos entonces referirnos a España y Portugal como “eximperios”? ¿O como “exdictaduras”? ¿O como excalifatos? ¿O excolonias romanas? No hay ofensa en lo que es evidentemente una manifestación del inconsciente de esos reporteros. Lo que me pregunto es qué refleja exactamente. ¿Nostalgia imperial? ¿Resabios borbónicos? ¿Amargura del presente? La nota se titula “España busca un salvavidas en América Latina” (ésa estuvo bien: no las llaman naciones “sudamericanas”) y da cuenta de las dramáticas vueltas de la rueda fortuna, del crecimiento económica en un lado del charco y de la crisis en el otro. Nuestro futuro está ligado. Como nuestro pasado. El de Iberia con el de América. Todos tenemos que darnos la mano. Me parece, sin embargo, que sería saludable liberarnos de traumas añejos y sueños frustrados. A Gualdoni y Ximénez les vendría bien pasarse unas tardes hablando de sí mismos en un diván argentino. Y relajarse tomándose un mate. O un tequilita. Son remedios infalibles. http://internacional.elpais.com/internacional/2012/11/15/actualidad/1353002019_735993.html


via Facebook

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s